El proyecto de ordenanza es impulsado por el bloque de concejales de Cambiemos y la Delegación Municipal de Santa Clara del Mar.


El objetivo es reglamentar los procedimientos que no se hallan contemplados en la ordenanza 36/14, en relación a los residuos de poda producidos por particulares en inmuebles privados.

La actividad de poda estará comprendida entre los meses de mayo y agosto, la disposición final de los restos que superen los 20 kg será por contenedor a cargo del frentista. En cambio, los volúmenes menores se sacarán a la vía pública en bolsas cerradas. La normativa prevé multas y sanciones.

Los restos de poda muchas veces entorpecen el recorrido normal del agua, ya sea obstaculizando las zanjas o cayendo dentro de las bocas de tormenta. Además, dificultan la circulación y afectan la higiene y seguridad pública.

 

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here