Luego del incidente del sábado en el cual un efectivo que cumplía funciones en Vivoratá, que luego de conducir alcoholizado volcó un móvil, la cúpula policial decidió trasladar a los comisarios de las seccionales de Vidal y Vivoratá.


El jefe de policía de Vivoratá, Horacio Scuffi, y luego su superior directo el jefe de la comisaría 1º de Coronel Vidal, Hernán Sánchez, fueron relevados de la fuerza durante este fin de semana, ante los numerosos reclamos de la población para que esto no suceda.

Varios vecinos de Vivoratá se movilizaron hacia la comisaría de esta localidad para pedir se revierta la orden de traslado de Scuffi, quien había generados buenos lazos con la comunidad y el cual, al mismo tiempo, cumpliría de manera muy eficiente con sus funciones.

Este sin sabor solamente deja pensando a la población de Mar Chiquita, respecto de las decisiones arbitrarias de la cúpula policial, y la pregunta es siempre la misma ¿Por qué, por motivos que a veces no afectan directamente al comisario, la superioridad decide estos cambios, justo en el mismo momento en que el delito crece y los funcionarios locales realizaban su trabajo con la aprobación de la ciudadanía?

En remplazo de Scuffi en el puesto de la seccional de Vivoratá, vendría el Subinspector de Coronel Vidal, Darío Pradas. Y recientemente tuvimos información de que sería la Subcomisario Claudia Córdoba quien se hará cargo de la comisaría de Coronel Vidal.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here